Los niños de 3º de Primaria han pasado por el laboratorio de la mano de unos profesores muy especiales: los alumnos de 4º de Secundaria.

Aprovechando que los mayores realizaban una práctica para conocer bien la anatomía del ojo, los pequeños se acercaron para aprender un poquito más acerca de ellos. La curiosidad se palpaba en el ambiente y la emoción se reflejaba en sus caras.

Desde aquí, les damos las gracias a los mayores, que se portaron fenomenal.